En un momento en el que el tiempo pasa entre los dedos, es más difícil integrar momentos de intimidad y pasión de calidad en nuestros días. ¿Qué pasaría si hacer el amor pudiera durar sólo unos minutos sin dejar de ser tan satisfactorio como largas horas de caricias calientes bajo las sábanas? Tan practicado por parejas que desean condimentar su sexualidad como por solteros que sienten un deseo irresistible durante una cita, el “sexo rápido” está cada vez más de moda y encaja fácilmente en una agenda ocupada.

Contenido

Las ventajas de un “pequeño ayuno”.

Además de eliminar el estrés de la vida diaria y contribuir a su bienestar físico y psicológico, el “sexo rápido” es la oportunidad perfecta para tener relaciones sexuales fuera de la habitación. Algunos explorarán cada habitación de la casa para darse el gusto, mientras que otros podrán cumplir sus fantasías sexuales en público. Las prohibiciones, así como los riesgos de ser atrapado en el pleno disfrute puede ser muy emocionante para ambos socios. Los escenarios traviesos son ilimitados, ¡simplemente deja volar tu imaginación!

En el lugar correcto en el momento correcto.

Una sesión de “sexo rápido” exitosa debe respetar ciertos principios básicos. En primer lugar, evite situaciones en las que uno de los miembros de la pareja llegue tarde: esto podría causar estrés que le impida disfrutar plenamente del momento presente. En segundo lugar, aunque un “quickie” debe ser espontáneo, siempre es posible forzar ligeramente el destino encontrando un lugar inusual que te haga fantasear ( ver también 10 lugares inusuales donde practicar el “quick sex”), respetando obviamente el nivel de modestia de tu pareja. Si no se siente cómodo probando la experiencia del amor en la naturaleza o en un lugar público, el mostrador de su cocina al preparar la cena, así como la puerta de su casa cuando su pareja se va al trabajo, también pueden ser ideales para un regalo memorable.

Sexo rápido’ en la práctica.

En primer lugar, no tengas miedo de tomar la iniciativa y decirle a tu pareja lo que quieres. Además, no es ni el momento ni el lugar para largos y lánguidos preliminares, así que echa un vistazo directo a las cosas serias: una mosca abierta, un sostén suelto, una falda levantada, y posiciones que son fáciles de ejecutar. No hay necesidad de encadenar las posiciones complejas del Kamasutra, opte por una postura vertical contra, por ejemplo, una pared. La estimulación oral, con la ayuda de un dedo, e incluso con un pequeño vibrador discretamente guardado en su bolso de mano también son apropiados durante un “quickie”.

Algunas precauciones.

Aunque el gusto por el riesgo y la aventura puede acentuar el frenesí del momento, es importante permanecer cauteloso, porque las relaciones sexuales en público no son toleradas por la ley. El “sexo rápido” también debe consumirse con moderación, ya que la ternura y las demostraciones afectivas son tan esenciales como el sexo en una relación de pareja.

Sexo rápido, o amor bien hecho rápido.
Vota este post